EL GARROTE DE FERNANDO VIL

a garrote

Ajusticiado a garrote vil. Goya

Es en el siglo XIX, durante el llamado Trienio Liberal cuando llega a España el novedoso sistema de aplicar la pena capital conocido como garrote vil. Vino para convertirse en un sistema universal, esto es, de aplicación para todo español, condenado, independientemente de su condición. También en la ‘pérfida Albión’ fueron sensibles a la crueldad de la lenta agonía del reo en la horca, y decidieron humanizarla colocando a los pies del condenado una trampilla, para añadirle así una fuerte sacudida, que adelantara, con un estremecedor crujido, la muerte del condenado. Incluso le lastraban, atándole un saco terrero a los pies, si el ajusticiado era menudo, para asegurar el latigazo de la soga.

La elección del garrote vino avalada por haber sido considerado un método “más humano y decente” de ejecución “sin tormento”, tal como se recoge en el artículo 38 del Código Penal de 1822, en que es abolido el uso de la horca, a favor del uso del garrote.

“El reo condenado a muerte sufrirá en todos los casos la de garrote, sin tortura alguna ni otra mortificación previa de la persona, sino en los términos prescritos en este capítulo”.

7 noviembre de 1823 ejecución de Rafael Riego en Madrid

Ejecución de Rafael Riego en Madrid

Pero duró muy poco la “humana” práctica. Y es que tras el Trienio (liberal) llegó la Década (ominosa), en la que el ínclito Fernando VII, retomó sus prácticas absolutistas, y promulgó un decreto por el que instauró nuevamente la pena de horca, conviviendo ambas penas hasta mediados del siglo XIX.

Quizás por eso el 7 de noviembre de 1823 Rafael de Riego, fue llevado en un serón hasta el patíbulo levantado en la Plaza de la Cebada de Madrid, donde fue ahorcado, y luego decapitado.

Más según se desprende de la Real Cédula del 28 de Abril de 1828, Fernando VII abolió la muerte en horca.

“Deseando conciliar el último e inevitable rigor de la justicia con la humanidad y la decencia en la ejecución de la pena capital, y que el suplicio en que los reos expían sus delitos no les irrogue infamia cuando por ellos no la mereciesen, he querido señalar con este beneficio la gran memoria del feliz cumpleaños de la Reina mi muy amada esposa, y vengo a abolir para siempre en todos mis dominios la pena de muerte por horca; mandando que adelante se ejecute en garrote ordinario la que se imponga a personas de estado llano; en garrote vil la que castigue delitos infamantes sin distinción de clase; y que subsista, según las leyes vigentes, el garrote noble para los que correspondan a la de hijosdalgo”.

¡Eso son regalos, y no los que le hago yo a mi señora!

1280px-Represión_sobre_liberales_en_la_ciudadela_de_Barcelona_durante_el_gobierno_del_Conde_de_España,_los_soldados_son_mosis_escuadra

Represión de los liberales en la ciudadela de Barcelona. Custodia la ejecución un grupo de mozos de escuadra

Así, el 26 de mayo de 1831 Mariana de Pineda, fue ejecutada en el garrote. Y en 1837, el famoso bandolero Luis Candelas, fue condenado a garrote vil, a pesar de no haber cometido ningún delito de sangre.

“Como hombre he sido pecador, pero jamás se mancharon mis manos con la sangre de mis semejantes. ¡Adiós, patria mía, sé feliz!”.

En cuanto a las categorías del garrote, solo se diferenciaban en la forma de conducir al reo hasta el infernal aparato. En burro o arrastrados los condenados a GARROTE VIL, los condenados a GARROTE ORDINARIO en mula o a caballo y los condenados a GARROTE NOBLE en caballo ensillado. Pero en todos los casos, el reo iba precedido de unos tambores que anunciaban la ejecución. Los tambores llevaban el parche aflojado, de donde viene la conocida expresión de ‘despedir con cajas destempladas’.

Valle Inclán dedico una poesía a este artefacto. Aquí traigo alguno de sus versos

El patíbulo destaca

trágico, nocturno y gris,

la ronda de la petaca

sigue a la ronda de anís,

pica tabaco la faca

y el patíbulo destaca

sobre el alba flor de lis.

Anuncios

6 comentarios to “EL GARROTE DE FERNANDO VIL”

  1. El garrote de Fernando Vil Says:

    […] El garrote de Fernando Vil […]

    Le gusta a 1 persona

  2. Anónimo Says:

    Muy interesante, pero hay un detallito corregible: Lo de “echar con cajas destempladas” viene de los Tercios de Flandes, los tambores destemplados formaban parte de la ceremonia de expulsión de un soldado.

    Le gusta a 1 persona

    • José Blas Molina y Soriano Says:

      Gracias por la corrección. Y gracias por informarme del origen del tal costumbre. Respecto a la expresión la he tomado de la obra “El porqué de los dichos”, de don José Mª Iribarren: “también al son de cajas destempladas eran llevados los reos al patíbulo”.

      Me gusta

  3. Fernando Cotta Says:

    Estimado José. Me has dejado sorprendido, tanto por la calidad de la pluma como por el contenido. Un fuerte abrazo

    Me gusta

    • José Blas Molina y Soriano Says:

      Eres muy generoso con tu comentario, que te agradezco. De cualquier modo, me da mucha alegría saber que gusta lo que escribo.
      También he disfrutado yo con tu Venganza del Altozano. Menudo obrón. Voy a por el segundo capítulo.

      Le gusta a 1 persona

      • Fernando Cotta Says:

        Disfrute vuestra merced de estos primeros capítulos de Don Ferrando, que en realidad es un fragmento de una novela histórica en la que estoy trabajando. Hay algunas licencias que me he permitido y que luego corregiré cuando sea publicada, casa Botín no existía entonces, pero es que no encuentro ninguna taberna de la época, viva o muerta. Si hubo una encima de la muralla árabe, pero se me queda corta en fechas. La calle Bailén, no era tal, y algunas cosas más que no interfieren en la historia para nada, pero si le dan ese toque de magia.
        En cuanto a tu blog das información concisa y concreta y muy bien escrita, acompañada además de viñetas muy apropiadas.
        Un fuerte abrazo y muchas gracias, ya nos contaremos.

        Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: